CORDERO ASADO - LECHAZO

No he encontrado, y he buscado muchísimo, ninguna receta para asar cordero o cabrito mejor que esta.
Además de ser fácil y cómoda para el cocinero (no te obliga a estar en la cocina 3 horas sin salir), tiene como únicos ingredientes el cordero/cabrito, la sal y el agua. Más sencillo imposible:

Ni que decir tiene que lo ideal es utilizar cordero lechal, como mucho pascual, para garantizar que la carne salga especialmente tierna.

INGREDIENTES:
  • 1  paletilla por persona o 2 piernas para cada 3 personas.
  • Agua
  • Sal

PREPARACIÓN:

Es importante que tengáis en cuenta que como mínimo necesitareis unas 3 horas para asar el cordero. Yo lo preparé en una cazuela de barro, pero seguro que en la bandeja del horno saldría igual de bien.
Lo primero será disolver una cucharada sopera rasa de sal en 1 litro de agua. En este momento poned a precalentar el horno a 130º.
Colocamos el cordero en la cazuela de barro y añadimos ½ litro de la salmuera que hemos preparado antes. Si utilizamos la bandeja del horno, añadimos la misma cantidad o algo menos de agua. Puede que os parezca mucha cantidad de agua, pero tened en cuenta que esta es la encargada de generar vapor durante la cocción y recordad que estará en el horno 3 horas, con lo que prácticamente, se evaporará casi toda dejado en el fondo una rica salsa.
El principio que vamos a utilizar es el de cocer a baja temperatura, para así garantizar que quede muy tierno y bien asado.

PASO 1:

Salar MUY LEVEMENTE el cordero por ambos lados.
Con el horno precalentado a 130º introducimos la cazuela (o bandeja). Lo tenemos 45 minutos por un lado y 45 por el otro. No hace falta que le reguéis con salsa al darle la vuelta, porque eso lo haremos más adelante.

PASO 2:

Ya han trascurrido los primeros 90 minutos de esas 3 horas que tenemos previstas para asar nuestro cordero.
Ahora subimos el horno a 160º y horneamos 20 minutos por cada lado. Ahora SÍ que hay que regar el cordero, con la salsa del fondo, cuando le demos la vuelta.

PASO 3:

Nos quedan 50 minutos para terminar.
Subimos el horno a 200º y horneamos otros 20 minutos por cada lado, volviendo a regar con la salsa al darle la vuelta.
Este es el momento de añadir unas patatas cortadas, en gajos de buen tamaño y  ligerísimamente saladas,  repartidos por los huecos de la cazuela o bandeja que queden libres, regándolas  generosamente con la salsa del fondo.

PASO 4:

En este momento es importante que las tajadas tengan la piel hacía arriba.
Subimos la temperatura a 250º y horneamos durante 7-10 minutos, dependerá del horno, procurando que quede tostadito pero que NO SE NOS QUEME!!!

Trascurridas ya las 3 horas, es hora de sacarlo del horno y darnos un buen homenaje con un buen vino tinto.

Espero que, si seguís todos los pasos al pie de la letra, respetando escrupulosamente los tiempos, os salga bien y os guste tanto como a mí.


0 TU COMENTARIO: